El Gobierno cerrará un acuerdo con Santa Cruz para frenar la crisis

20
Compartir

El ministro del Interior, Rogelio Frigerio, recibirá a la gobernadora Alicia Kirchner en Casa de Gobierno. Aspiran a firmar un documento con compromisos mutuos. Mauricio Macri podría sumarse a la foto

Si el diablo no mete la cola antes de tiempo, el gobierno nacional y la mandataria de Santa Cruz, Alicia Kirchner, firmarán esta tarde un acuerdo para lograr una recomposición de la situación financiera y evitar que se profundice la crisis en la provincia patagónica.

Según adelantaron a Infobae fuentes calificadas de la Casa Rosada, el ministro del Interior Rogelio Frigerio recibirá a las 17 en la Casa Rosada a Alicia Kirchner para ultimar los detalles del acuerdo que le permitirá a Santa Cruz afrontar las deudas que tiene y el pago a los estatales. Se espera que el presidente Mauricio Macri se sume a la foto siempre y cuando se logra cerrar el acuerdo. En Cambiemos destacan el acercamiento como un gesto de buena predisposición y diálogo con una provincia manejada por los Kirchner.

«Se trata de un acuerdo que contempla un préstamo a Santa Cruz de la Nación programado hasta 2020, pero no es una ayuda especial», explicó un funcionario que forma parte de las negociaciones. De esta manera, el gobierno nacional dejó bien en claro que los fondos que se girarán a Santa Cruz deberán ser reembolsados en el futuro como resultado de un plan de ajuste fiscal.

En los últimos meses, el gobierno nacional giró más de $300 millones mensuales. A cambio exigió un plan de ordenamiento fiscal que la provincia de Santa Cruz se negaba a afrontar. Entre otras cosas, la gobernadora Kirchner deberá congelar la planta de personal estatal, ordenar el gasto de su presupuesto y eventualmente rediseñar un esquema jubilatorio para evitar que la caja de pensiones sea la mayor erogación provincial. Actualmente, el sistema previsional de Santa Cruz permite que un trabajador se jubile a los 54 años con el último sueldo percibido.

El Gobierno aspira a que Santa Cruz se amolde a los regímenes jubilatorios nacionales, como ocurrió con la caja de pensiones de Tierra del Fuego, y además que ordene el despilfarro de empleo público. De todas maneras, no será la Casa Rosada quien lleve adelante estas medidas sino la propia gobernadora.

El acuerdo que se disponen a firmar hoy Santa Cruz y la Nación aliviará la situación de crisis provincial que en los últimos tiempos desató duras protestas que en algunos casos tuvieron encerrada a la gobernadora en la sede de la provincia, en Rio Gallegos, sin poder salir durante más de 10 horas.

http://www.infobae.com

Print Friendly, PDF & Email

Comments