Mar del Plata: un joven fue atacado por siete policías y dos empleados de un boliche

667
Compartir

Luego de rociarlo con gas pimienta lo golpearon hasta dejarlo inconsciente; dos efectivos fueron separados de la fuerza y se investiga a otros cinco oficiales

Un joven fue atacado a la salida de un local nocturno en Mar del Plata por siete policías y dos empleados del boliche, quienes tras rociarlo con gas pimienta en los ojos lo golpearon hasta dejarlo inconciente, por lo que dos efectivos fueron separados de la fuerza y se investiga a otros cinco.

El hecho, reportado hoy, fue perpetrado el lunes a la madrugada a la salida del boliche La Cumbre, ubicado en avenida Luro, entre Olazábal y San Juan, y el ataque al joven de 21 años quedó registrado por una cámara del Centro de Monitoreo del municipio y difundido por un canal de televisión local.

El video muestra cómo dos empleados de seguridad del local nocturno golpean al joven y luego, cuando permanecía en el suelo, es atacado con patadas y golpes y arrastrado por policías, algunos de los cuales llegaron al lugar en dos patrulleros.

Las imágenes fueron presentadas por la Dirección de Derechos Humanos de la comuna ante la Justicia, mientras la subdelegación de Asuntos Internos de la Policía de la provincia de Buenos Aires dispuso la desafectación de dos efectivos que prestaban servicio en el Comando de Prevención Comunitaria.

De ese modo, fueron separados de la fuerza un teniente y un oficial principal, mientras se investiga a cinco oficiales y un empleado del boliche quedó procesado por lesiones.

Testigos del hecho manifestaron ante el fiscal Mariano Moyano que los empleados de seguridad del local nocturno “sacaron a los golpes” al joven desde el interior del boliche, tras “rociarle gas pimienta en los ojos”.

Los testigos expresaron que una vez en el exterior policías que llegaron en dos camionetas del Comando de Prevención Comunitaria lo golpearon y patearon para que se aleje del lugar.

El director de Derechos Humanos de la comuna, José Luis Zerillo, repudió el hecho y advirtió la “peligrosidad de este grupo violento, que en forma brutal se aprovechó de la situación de debilidad en la que se encontraba la persona agredida”.

Zerillo destacó que los empleados de seguridad que atacaron al joven “son los mismos que generaron violencia en el Concejo Deliberante durante la destitución de Vilma Baragiola”.

El funcionario explicó, en ese sentido, que “las imágenes coinciden” y sostuvo que también habrían sido protagonistas del escrache que sufrió el fiscal Daniel Adler meses atrás.

“Son los mismos y en este caso utilizaron también gas pimienta, como en la sesión en la que hubo disturbios”, afirmó Zerillo.

El intendente Gustavo Pulti, en tanto, repudió el ataque al joven y en una conferencia de prensa que ofreció junto a Zerillo manifestó que “este tipo de bestias que suelen estar contratadas por comerciantes inescrupulosos de la noche son personas verdaderamente peligrosas que cuando provocan estos desmanes tienen que ser llevados ante la Justicia”.

Asimismo, expresó que “estos no son los policías que queremos” y dijo que los efectivos deben ser “personas predispuestas a prevenir la violencia y no a ejercerla”.

El intendente afirmó que se comunicó con el ministro de Seguridad bonaerense, Alejandro Granados, quien junto al gobernador Daniel Scioli “acompañó la decisión de dar intervención a todos los órganos correspondientes para que se tomen medidas”..

Fuente: La Nación

Print Friendly, PDF & Email

Comments