Halagos de Oro

440
Compartir

FifaEn la previa a la entrega del premio, Messi, Ronaldo y Ribéry se tiraron flores. “Leo es el mejor del mundo”, dijo el francés. “Es un orgullo estar con ellos”, se sumó el luso. “Es admirable lo que Cristiano viene haciendo”, tiró el argentino.

A las 11.30 de nuestro país arrancó la conferencia de prensa previa a la entrega del Balón de Oro 2013, con el premio brillando y los tres ternados con sus looks de ocasión, nada formal. Lionel Messi, sentado en el medio entre Cristiano Ronaldo y Ribery, va por su quinto premio al hilo y no se olvidó del sueño del 2014: “El Mundial del 2014 será muy difícil para todos, pero espero conseguirlo con Argentina”, soltó el 10 del Barcelona y de la Selección. Un sueño de oro.

“Estar en el Mundial es algo muy bonito, vamos a disfrutar de eso y esperamos que las cosas salgan bien”, siguió Leo, al que también le preguntaron qué mensaje le daría a los más jóvenes. “En primer lugar, deben divertirse, el fútbol es un gran deporte. Además, tienen que trabajar duro y tener un poco de suerte. Pelear por un sueño y luchar. Con sacrificio todo es posible”, respondió.

Es el séptimo año al hilo que Messi está entre los tres finalistas, es decir que ya se acostumbró a este tipo de eventos, con la previa, la gala y el post. “Estar aquí es un premio. Es el séptimo año seguido aquí y con eso tengo más que suficiente”, comentó. tuvo un cruce de miradas con Ronaldo, cuando una pregunta fue para ambos, y sonrieron. Buena onda. “Para mí es un orgullo competir contra grandes jugadores, como Messi o Ribéry”, soltó el portugués. “Es admirable lo que Cristiano viene haciendo con su club y selección. Muchas veces he destacado la clase de jugador que es Ronaldo. Más allá de la rivalidad, hay que destacar los buenos jugadores”, devolvió el argentino. Y Ribéry no se quedó atrás: “Messi es el mejor del mundo”, tiró.

“No pienso en lo que ya ha pasado, pienso en lo que viene ahora para conseguir títulos con el Barsa y con Argentina. Todo lo que he logrado hasta ahora ha sido muy bueno, pero yo no miro para atrás, miro hacia el futuro”, completó Leo. Y en el horizonte está ese sueño dorado.

Fuente: Olé

Print Friendly, PDF & Email

Comments